Archivo de la categoría: Trabajador Social

Sea Usted el Juez

Comentario nº 1
Has escrito el 24 de octubre de 2008 a las 4:30

Sea Usted el Juez

La cultura de la prevención y la salud laboral avanza muy lentamente en los cuerpos policiales. El trabajo policial es una profesión que está sujeta al cumplimiento de una normativa muy determinada y específica.
El policía desempeña un conjunto de roles cuyo difícil equilibrio se rompe innumerables veces en detrimento de la salud física y mental de los agentes. Además, el policía es también un trabajador que en el desempeño de su trabajo diario está expuesto, como el resto de los trabajadores, a un montón de riesgos laborales derivados de sus condiciones específicas de trabajo.

Los estudios sobre la incidencia del ambiente físico (ruidos, vibraciones, etc.) en la salud de los trabajadores son aplicables también al trabajo policial. Sin embargo, la dotación de medios y materiales de trabajo es uno de las principales fuentes de estrés en el trabajo policial, puesto que dependen de un presupuesto público y de una gestión política concreta.

Ello afecta no sólo a la salud de los policías, pues el trabajo con insuficiencia, precariedad o deterioro de medios, o su incorrecto mantenimiento, está relacionada directamente con una mayor tasa de accidentalidad laboral (sobre todo en accidentes de tráfico y armas) y afecta también a la motivación y bienestar psicológico.

La exposición a enfermedades infecciosas es otro importante capitulo de riesgo. La sobrecarga de trabajo y el estrés, el trabajo a turnos y nocturno, son otros de los riesgos claves derivados del trabajo policial. La permanente exposición a riesgos y peligros, o el mero recuerdo de ellos, aumentan los niveles de ansiedad de los agentes.

La estructura y organización laboral del trabajo policial, muy centralizado, jerárquico y autoritario es una de las más importantes fuentes de problemas para la salud de los policías. Esta concepción de la administración policial fomenta la falta de participación en el diseño del trabajo y en su adaptación y mejora. La falta de participación es el predictor más fuerte de tensión y estrés laboral y, además, está relacionada directamente con baja autoestima, consumo de alcohol, absentismo laboral y ánimo deprimido. Igualmente, la extremada ritualización de estas organizaciones es otra fuente de estrés. Lo que el especialista N. F. Dixon llamó bull militar, rutina autodestructiva.

En opinión de los psicólogos Martín Daza y Pérez Bilbao, existen 45 tipos de acoso, muchas de estas manifestaciones se ajustan a la definición de “mobbing”, término empleado en la literatura psicológica internacional para describir una situación en la que una persona o un grupo de personas ejercen una violencia psicológica extrema, de forma sistemática (al menos, una vez por semana), durante un tiempo prolongado (más de 6 meses), sobre otra persona en el lugar de trabajo.

Esto es un extracto de lo publicado por Manolo del Álamo
Portavoz de la Asociación Unificada de laGuardia Civil (AUGC) – Revista PorExperiencia (ISTAS)

Todo lo antes mencionado muy bien podría ser la razón y explicar el por que de lo siguiente:

El 14 de octubre de 2008, publique mi opinión con titulo “Significado de Exigencias del Servicio” en 15 grupos de policías en Facebook en los cuales estoy registrado. Para el 16 de octubre de 2008 2 días después de los 15 grupos solo 3 personas expresaron su opinión con relación al escrito. De un total de 5,271 miembros registrados en la suma de todos los 15 grupos.

Para el 24 de octubre de 2008, 10 días después de la publicación, de los 15 grupos solo 5 personas habían expresado su opinión y una de las 5 es una esposa de policía. De un total de 5,372 miembros registrados en todos los 15 grupos, 101 miembros mas registrados.

¿Es posible que por temor a los 45 tipos de acoso, la mayoría prefiera guardar silencio?

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Acoso Moral, Agentes, Desenso, Despido, Empleo, Evaluaciones, Hostigamiento Laboral, Hostigamiento Sexual, Los Municipios, Medidas Diciplinarias, Política Pública, Policías, Policías Municipales, Salud Mental, Supervisor, Trabajador Social

Ley de Salud Mental (Petición de Ingreso)

Comentario nº 1
Has escrito el 11 de octubre de 2008 a las 11:25

Peticiones de Ingreso

Si usted observa que:

Un familiar, un conocido o cualquier persona de 18 años o más de edad, se está causando daño así mismo, a otra persona o a la propiedad, debido a que aparenta padecer de sus facultades mentales, debe conocer que la Ley de Salud Mental de Puerto Rico de 2000 permite presentar una petición juramentada al Tribunal para que éste ordene que se le evalúe psiquiátricamente y de ser necesario, se le hospitalice.

1. Solicitud

La persona peticionaria debe comparecer al Tribunal y llenar un formulario oficial llamado Petición de Admisión Involuntaria, en el que se le requiere la siguiente información:

– Un detalle de las razones que llevan a aseverar que la persona debe ser evaluada, incluyendo una descripción de los actos que dan base a su aseveración, especificando el lugar y la fecha en que ocurrieron.

– El nombre del familiar más cercano de la persona a ser evaluada. Si se desconoce esta información, deberán expresarse las gestiones que se realizaron para intentar obtenerla.

– La realización entre la persona peticionaria y la persona a ser evaluada. Además, deberá expresar si tiene o no algún interés económico o litigioso (ya sea de naturaleza civil, criminal o administrativo) o de cualquier otra naturaleza con respecto a la persona a ser evaluada.

– El nombre, la dirección y el teléfono de las personas que puedan proveer la información que la parte peticionaria desconoce.

2. Evaluación de la Solicitud

El tribunal evaluará la petición y podrá determinar si procede o no una Orden de Detención Temporera por un termino no mayor de 24 horas para que la persona sea evaluada por un siquiatra en una Institución proveedora de servicios de salud mental. Si se expide la orden ésta quedará sin efecto dentro de los tres (3) días naturales a partir de su expedición.

3. Procedimientos Posteriores

Una vez la persona es evaluada por la institución médica en el periodo de 24 horas, si se determina que no necesita tratamiento, se le da de alta. Por el contrario, si se determina que debe permanecer hospitalizada, se le entrega a la persona peticionaria una primera certificación. Esta certificación deberá llevarse al Tribunal que emitió la Orden de Detención Temporera de 24 horas para entonces solicitar a este que dicte una nueva orden llamada Orden de Ingreso Involuntario para que la persona que necesita servicios de salud mental permanezca hospitalizada por un periodo de hasta 15 días. Cuando sea necesario se podrá solicitar la extensión de la hospitalización, que no excederá del término de quince (15) días adicionales. Para ello será necesaria una segunda certificación.

Deja un comentario

Archivado bajo Trabajador Social, Tribunales de Justicia

Perfil Del Acosador (mobbing)

Comentario nº 1
Has escrito el 02 de agosto de 2008 a las 2:07

Los rasgos más habituales son la mediocridad, envidia, narcisismo, necesidad de control, inseguridad, oportunismo, falta de transparencia…, algunas descripciones sitúan estos rasgos en el ámbito de la psicopatología (principalmente rasgos narcisistas, paranoides y psicopáticos).
En general no pueden reconocer al otro como tal y sólo lo considera en función de su “utilidad” , viéndose permanentemente amenazados por aquellas personalidades que, por su estructura y dignidad, no aceptan esta situación y la denuncian.

Se trata de personalidades, aunque no siempre seductoras, que suelen hiperactuar la afabilidad mostrándose cuidadosos de las formas sociales y de los convencionalismos, fundamentalmente frente a superiores o personas de importancia para la Organización

Si bien la autopercepción del agresor siempre es negativa, aparece compensada por conductas de actuación, autosuficiecia, consistentes en mayor o menor expresión de megalomanía, seducción, autoreferencia e inusitada valoración propia de sus supuestos logros personales y profesionales dentro de la organización.

Algunos autores que mencionan claramente los celos y la envidia, como factores a resaltar en estas personalidades, mencionan que los mismos son debido a los sentimientos propios (generalmente fundados) de inadecuación e incompetencia profesional. Esta última característica es conocida como el Síndrome MIA (“síndrome de mediocridad inoperante activa”).

Según el profesor Iñaki Piñuel, (profesor de ciencias empresariales de la Universidad de Alcalá de Henares) el acosador es un “psicópata organizacional” que emplea técnicas de ataque sutiles, manipula el entorno para conseguir aliados entre los compañeros de trabajo o su silencio ante esa situación, intenta “trepar” rápidamente para desde esa posición ejercitar mejor su acoso y, señaló el profesor, se ha visto que muchos de ellos ya eran hostigadores en el colegio.

Esto es un articulo sobre el Mobbing que encontre en el web.

La autora, Lic. Fabiana Andrea Mendez, es colaboradora de Intramed.

2 comentarios

Archivado bajo Acoso Moral, Evaluaciones, Hostigamiento Laboral, Policías Municipales, Salud Mental, Trabajador Social

Custodia Emergencia Menor

Comentario nº 1
Rafael De Jesús ha escritoel 10 de junio de 2008 a las 16:07
Cualquier policía estatal o municipal, técnico o trabajador social especialmente designado por el Departamento, director escolar, maestro, trabajador social escolar, profesional de la conducta, cualquier médico, funcionario de la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias, profesionales de la salud, incluyendo la salud mental que tenga a un menor bajo tratamiento, ejercerá custodia de emergencia sin el consentimiento del padre, madre o de la persona responsable del menor cuando tuviere conocimiento o sospecha de que existe un riesgo inminente para la seguridad, salud e integridad física, mental, emocional del menor.

Ver el articulo 23 de la ley de menores

Deja un comentario

Archivado bajo Custodia, Menor, Trabajador Social